sábado, 2 de agosto de 2014

EQUIÓN


HIJO DE HERMES
Equión. Norman Roberts
Es Equión uno de los hijos del dios Hermes y hermano gemelo de Eurito. Hijos de la amazona Antianira provienen de Álope en Tesalia. Se apuntan a la Cacería del Jabalí de Calidón, y a la expedición de los Argonautas. Como hijos de Hermes son también hermanastros de otro argonauta, Etálides. Como Hermes es entre otras cosas el dios de los ladrones y el mensajero de los dioses, sus hijos suelen caracterizarse por su habilidad para el engaño o bien por la ligereza de sus pies y de su boca, lo que solía convertirlos en magníficos heraldos y negociadores. 

"Ni en Alope se demoraron los dos espléndidos hijos de Hermes, bien adiestrados en engaños, Erito y Equión." (Apolonio de Rodas. El viaje de los Argonautas)

Equíón reunió, según quien hable de él, casi todas las cualidades de un hijo de Hermes, la rapidez, el don de la palabra, pero sobre todo la astucia en el engaño.

"...y Equión, estimado entre los Minias por los dones de su padre, que lleva a los pueblos los mensajes de su capitán (Valerio Flaco. Argonáuticas)

Robert Graves fusiona las características de los tres hermanos en uno sólo, Equión, al que convierte en el heraldo y mensajero de la expedición.

"El siguiente hombre elegido fue Equión, un hijo del dios Hermes con Antianira de Álope; su distintivo era una serpiente en honor a su padre y llevaba una preciosa vestidura heráldica bordada con dibujos de hojas de mirto. Había sido uno de los heraldos de Jasón y se había persuadido a sí mismo que debía presentarse voluntario para el viaje por la fuerza de su propia elocuencia" (Robert Graves. El vellocino de oro) 

Equión. Michael Wilson
Durante toda la novela de Graves Equión hace funciones de heraldo, aunque los escritores clásicos dan a entender que su función es más la de un negociador o mejor casi un timador profesional, labor en la que le ayuda su hermano.

Cuando recalan en la tierra de los Bebrices, Equión obedeciendo a las ofertas de un cacique local se adelanta para ejercer como embajador, cuando se topa con un joven que le advierte del peligro.

"Inmediatamente el cacique les oferta explorar los ríos, las costas y las gentes, y Equión se adelanta un poco hasta encontrar un joven que secretamente en un valle aislado profiere gemidos lamentando el nombre de un amigo asesinado. Cuando éste vio a Equión venir a donde él estaba, con la cabeza cubierta con un gorro según la costumbre arcadia de su padre y en su mano la vulgar enseña de una pacífica rama de olivo, le dice: Quienquiera que tú seas, desdichado, huye lo antes posible, mientras tienes la posibilidad de hacerlo. El hijo de Arcadia quedó estupefacto ante esta visión preguntándose extrañado que quería decir." (Valerio Flaco. Argonauticas)

Equión es el embajador que envía Jasón al rey Eetes para avisarle de que ha sembrado los dientes del dragón y está preparado para la prueba de los toros.

"Y mientras se dispone a divisarlo de lejos, le sale al encuentro Equión el Arcadio con un mensaje: que ya está el héroe preparado en el Circeo campo de Marte, y que el rey envíe a los toros de pies de bronce para la batalla. "(Valerio Flaco. Argonauticas)

En la Cacería del Jabalí de Calidón Equión, a quien Ovidio denomina "dinámico", es uno de los primeros cazadores, sino el primero, en disparar contra la fiera. Aunque falla, y el disparo lo recibe un arce cercano.

"La lanza arrojada en primer lugar, por el brazo de Equión, erró el tiro y produjo una ligera herida al tronco de un arce."( Ovidio. Matamorfosis)

El escritor británico le da un final adecuado al papel que le hace representar en la expedición.

"Equión, el heraldo, murió por accidente cuando trataba de arreglar una disputa entre los arcadios, los laconios y los mesenios sobre la posesión del ganado que Idas, Linceo, Cástor y Pólux le habían robado a Anceo. El golpe se lo asestó Eufemo de Ténaro, quien, al  ver que había dado muerte a un heraldo sagrado, regresó avergonzado a su hogar de Ténaro, se negó a comer y murió al cabo de tres días. La tumba de Equión fue muy frecuentada por los heraldo, y si alguna vez se atentaba contra la sagrada persona de un heraldo, su lápida sudaba sangre, y por debajo de la tumba salía un batallón de genios alados, cumpliendo órdenes suyas, para molestar al criminal." (Robert Graves. El vellocino de oro

En la televisión el personaje de Equión fue representado al menos dos veces, la primera en el telefilm "Hércules en el mundo subterráneo" (1994), una de esas películas que Kevin Sorbo protagonizó como precuelas de la serie, y en la cual Michael Wilson hizo de Equión; y la segunda en la miniserie "Jasón y los Argonautas" del año 2000 donde fue interpretado por Norman Roberts, cambiando de raza y perdiendo a su hermano gemelo por el camino, y con más mala leche que astucia.  

2 comentarios:

  1. hola, no se ingles, quisiera saber si este libro es una nueva novela de los argonautas o un juego de rol??

    http://argonautikawargaming.blogspot.com.es/2013/01/salute-2013.html

    ResponderEliminar
  2. No es que mi inglés sea magnífico, pero por lo poco que comenta en el breve post, da la sensación de ser un libro guía para un juego de rol o algo parecido. Con ilustraciones e ilustradores propios del mundo del cómic, y por lo que parece abundantes, dudo que sea una novela, y si a eso sumamos que los wargames son juegos de guerra, pues parece eso...una guía de juego bastante elaborada.

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.